Sinusitis en el embarazo: Consejos útiles

La sinusitis hace que los espacios dentro de la nariz (senos paranasales) se inflamen e hinchen. Esto interfiere con el drenaje y hace que la mucosidad se acumule. Con la sinusitis aguda, puede resultar difícil respirar por la nariz. El área alrededor de los ojos y la cara puede sentirse hinchada y es posible que tenga dolor facial punzante o dolor de cabeza.

La sinusitis en el embarazo también es muy recurrente. Existe una relación muy directa con la rinitis gestacional, atenderlas a ambas a tiempo y prevenirlas es fundamental para evitar complicaciones, aquí te comentamos los detalles sobre la sinusitis gestacional.

Síntomas de la sinusitis durante el embarazo

La sinusitis puede desarrollarse en cualquier trimestre del embarazo. Esta es una infección e inflamación en el revestimiento de sus senos paranasales. Los senos paranasales son bolsas llenas de aire ubicadas alrededor de la cara y la nariz.

Una infección de los senos nasales puede causar diferentes síntomas, que incluyen:

  • drenaje de moco
  • congestión nasal
  • dolor y presión alrededor de la cara
  • dolor de garganta
  • dolor de cabeza
  • fiebre
  • tos

Los síntomas pueden ser preocupantes, pero hay formas de tratar y prevenir una infección de los senos nasales durante el embarazo (sinusitis).

¿Qué causa la sinusitis?

Los síntomas de una sinusitis pueden imitar otras afecciones como las alergias y el resfriado común. Una infección aguda puede durar hasta cuatro semanas. Las infecciones crónicas pueden durar más de 12 semanas. La sinusitis durante el embarazo puede ser provocada por una infección viral, bacteriana o micótica.

En algunos casos, la sinusitis es una complicación del resfriado común. También tiene un mayor riesgo de contraerla si tienes alergias. En ambas condiciones, el moco puede bloquear las cavidades de los senos nasales y provocar hinchazón e inflamación.

Tratar la sinusitis durante el embarazo

Es posible que le preocupe tomar medicamentos para la sinusitis durante el embarazo. Tus inquietudes son válidas y la buena noticia es que existen medicamentos que son seguros para tomar durante el embarazo. Hable con su médico antes de tomar:

  • descongestionantes
  • antihistamínicos
  • expectorantes
  • supresores de la tos

No se recomienda la aspirina durante el embarazo. Igualmente, evite el ibuprofeno a menos que esté bajo la supervisión de un médico. El ibuprofeno se ha relacionado con complicaciones del embarazo, como la reducción del líquido amniótico y el aborto espontáneo.

Consulte a su médico si tiene preguntas sobre medicamentos seguros para tomar mientras trata una infección de sinusitis durante el embarazo.

Remedios caseros para la sinusitis durante el embarazo

Los medicamentos como los supresores de la tos, los analgésicos y los descongestionantes pueden aliviar los síntomas de la infección. Pero si desea evitar el uso de medicamentos durante el embarazo, puede tratar sus síntomas con remedios caseros.

Aumentar la ingesta de líquidos puede aliviar el dolor de garganta, aflojar el drenaje de moco y despejar la congestión nasal. Los fluidos ideales incluyen:

  • agua
  • jugos de cítricos
  • caldos o sopas

Aquí hay algunos otros remedios caseros para aliviar los síntomas de la sinusitis:

  • Use gotas de solución salina de la farmacia o prepare sus propias gotas con 1 taza de agua tibia, 1/8 de cucharadita de sal y una pizca de bicarbonato de sodio.
  • Encienda un humidificador por la noche para mantener las fosas nasales limpias y una mucosidad fina.
  • Duerma con más de una almohada para elevar la cabeza. Esto evita que la mucosidad se acumule en los senos nasales durante la noche.
  • Use vaporizaciones para ayudar a aflojar la mucosidad.
  • Haga gárgaras con agua tibia con sal para aliviar el dolor de garganta o chupe pastillas para la garganta.
  • Evite agitarse y relájese. El descanso puede fortalecer su sistema inmunológico y ayudarlo a combatir la infección.
  • Si tiene dolor facial o dolores de cabeza por sinusitis, alivie el dolor colocando una compresa fría o caliente en su frente o masajee suavemente su frente. Tomar un baño tibio también puede aliviar el dolor de cabeza sinusal. 
  • Asegúrese de que el agua no esté demasiado caliente. Se deben evitar los baños calientes durante el embarazo.

¿Cuándo debo ir a ver a mi doctor?

Una sinusitis puede resolverse por sí sola con tratamiento en el hogar. Pero hay ocasiones en las que debería consultar a un médico, fundamentalmente si sus síntomas no mejoran y empeoran. Le recomendamos consultar a su médico si:

  • Si tiene fiebre superior a 38 °C (101 °F)
  • Si comienza a toser mucosidad verde o amarilla
  • Si tiene infecciones recurrentes de los senos nasales

Dejar una infección grave de los senos paranasales sin tratamiento aumenta el riesgo de complicaciones, como la meningitis. La meningitis es la inflamación de las membranas del cerebro o la médula espinal.

Una infección no tratada puede extenderse a otras partes del cuerpo, como los huesos, los ojos y la piel. También puede afectar su sentido del olfato.

Consejos para evitar la sinusitis durante el embarazo

Contraer la sinusitis durante el embarazo no es divertido, pero existen formas de prevenir y reducir el riesgo. Así que le dejo algunos consejos:

  • Estas infecciones a menudo se desarrollan después del resfriado común, así que trate de hacer todo lo posible para evitar enfermarse con un resfriado
  • Limite el contacto con personas enfermas
  • Considere usar una mascarilla facial para protegerse de los gérmenes 
  • También es importante lavarse las manos con frecuencia
  • Evitar tocarse la boca y la nariz

Si tiene alergias, pregúntele a su médico sobre antihistamínicos seguros para el embarazo para controlar sus síntomas. También evite situaciones que puedan desencadenar un brote de alergia. Evite los establecimientos con olores fuertes o humo de cigarrillo. No use fragancias (perfumes) y productos de limpieza con olores fuertes.

El aire seco evita el drenaje de los senos nasales, por lo que usar un humidificador para aumentar el nivel de humedad en su hogar también puede reducir el riesgo de una infección de los senos paranasales.

Bibliografía en relación a la Sinusitis en la gestación